Skip to content Skip to footer

“La vida no se mide por las veces que respiras, sino por los momentos que te dejan sin aliento” Raquel Aldana

Artista Mental

Los distintos espectáculos de
Más allá del mundo empresarial o de los espectáculos privados, es posible encontrar en algún teatro, festival o a través de sus shows virtuales a Edmundo Novelo: El artista mental.
Sólo debes formularte una pregunta: Cuando lo vi anunciado o me invitó un amigo, ¿fue casualidad o era el destino?
Dudarlo no es una opción. Estás destinado a vivir tu propia experiencia.

Piensa diferente

Ve más allá de los límites

Llámame ED

EDmundo Novelo, Artista Mental

Es el nombre que aparece en mi documento de identidad. Me presento sin careta. Tantos años buscando nombre “artístico”, y lo tenía delante de mí.
Vengo a presentarme después de un largo tiempo de preparación. Se necesitan nueve meses para gestar a una persona; mi proceso ha sido más largo.
Viajé por el mundo. Hablé con sabios y necios. Descubrí nuevas técnicas. Me di cuenta que no sabía nada sobre la verdadera magia; que el ilusionismo es impactante, pero que el milagro surge en la mente y no en la escena.
Quiero pensar que soy un creador de emociones genuinas, que estoy listo para cruzar la última frontera de la mano de quien quiera acompañarme.
Porque las Ilusiones, por muy buenas que sean, son Ilusiones; nada más. Sin embargo, la experiencia es incomparable cuando el artista consigue cautivar al público por medio de la psicología, las técnicas mentalistas más avanzadas, y el conocimiento del comportamiento humano llevado a la escena. No quiero que me crean, quiero que lo experimenten.
Yo, que he sido creador de ilusiones, estoy feliz de poder ofrecer realidades, sensaciones genuinas a tu alcance, sin artificios, del modo más natural y directo que puedas imaginar.
No afirmo tener poderes, aunque el público te dirá lo contrario y no seré yo quien lo discuta. Llevo una vida haciendo lo imposible. Hoy no me conformo con tan poco.


Edmundo Novelo © 2020. Todos los derechos reservados.